jueves, 22 de noviembre de 2007

Un avión de juguete


Estoy en Bérgamo y mi niña tiene varicela. La ciudad es preciosa, pero también lo es la carita llena de granos de mi niña. Le compro un avioncito de juguete.

3 comentarios:

eclectico dijo...

Te parecerá una bobada, pero me he emocionado al leerlo.

Y es que la paternidad es un sentimiento muy fuerte.

Anónimo dijo...

No se me ocurrió comentar nada ;-)

Clari dijo...

desde chica que me gustan los aviones y obviamente que de grande me gusta viajar. siempre mis ahorros los destino a conocer nuevas partes del mundo. en el verano decidí viajar a Galapagos, siempre es lindo poder tener nuevas experiencias